Keanu Reeves inspiró el nombre de estas nuevas sustancias químicas que destruyen hongos

(CNN) — No todos los días se descubren compuestos eficaces para matar los hongos, así que un grupo de investigadores alemanes sabía que su reciente hallazgo necesitaba un nombre especial. Tras identificar y poner a prueba tres compuestos naturales letales para los hongos, quedaron tan impresionados que los llamaron en honor al actor Keanu Reeves, un guiño a su forma de eliminar villanos en películas como «John Wick» y «Matrix».

Este posible tratamiento contra los hongos se produce en un momento en que estos organismos son cada vez más resistentes a los antifúngicos conocidos, explicó Sebastian Götze, coautor del estudio e investigador del Instituto Leibniz de Investigación de Productos Naturales y Biología de las Infecciones de Alemania. Los microbios recién nombrados no solo resultan eficaces contra los hongos en plantas, sino que los investigadores descubrieron que los compuestos –moléculas comúnmente halladas en las bacterias llamadas lipopéptidos–– también son un tratamiento eficaz contra las infecciones fúngicas en humanos.

El estudio se publicó recientemente en la revista académica Journal of the American Chemical Society.

«Los lipopéptidos matan con tanta eficacia que les pusimos el nombre de Keanu Reeves porque él también es extremadamente letal en sus papeles», señaló Götze en un comunicado.

«Tenemos una crisis de antiinfecciosos. Muchos hongos patógenos humanos son ahora resistentes a los antimicóticos (antifúngicos), en parte porque se utilizan en grandes cantidades en los campos agrícolas», añadió.

Los compuestos antimicrobianos recién descubiertos, que tienen el nombre «keanumicinas», son un subproducto natural de la bacteria Pseudomonas que suele encontrarse en el suelo y el agua. Los investigadores descubrieron estos compuestos al estudiar la eficacia de las Pseudomonas contra las amebas depredadoras.

publicidad

Los científicos sabían que «muchas de estas especies bacterianas (Pseudomonas) son muy tóxicas para las amebas, que se alimentan de bacterias», afirmó en un comunicado Pierre Stallforth, autor principal del estudio y jefe del departamento de Paleobiotecnología del Instituto Leibniz. Stallforth y sus colegas querían explorar la eficacia de la bacteria contra los hongos, que tienen una estructura celular similar a la de las amebas, según el estudio.

Qué pueden hacer las keanumicinas

Los investigadores probaron inicialmente las keanumicinas A, B y C en una hortensia infectada con Botrytis cinerea, una plaga de plantas más conocida como desencadenante de la podredumbre por moho gris. Este hongo infecta habitualmente ciertas frutas y verduras, y causa daños colaterales en las cosechas.

Los compuestos son biodegradables, según el estudio, y podrían representar una alternativa ecológica a los pesticidas en los esfuerzos por salvar el suministro de alimentos.

Otras pruebas también demostraron que las keanumicinas son eficaces contra la Candida albicans, una levadura natural que suele encontrarse en el microbioma humano, pero que puede crecer en exceso y convertirse en una infección grave.

Las infecciones fúngicas han sido un tema popular en tiempos recientes debido a «The Last of Us» de HBO y, como sugiere la serie, las afecciones pueden ser difíciles de tratar, pero no imposibles. (HBO, al igual que CNN, es una unidad de Warner Bros. Discovery). Las pruebas realizadas con las keanumicinas han demostrado que los compuestos no son especialmente dañinos ni tóxicos para las células humanas, un problema que se observa a menudo en el desarrollo de tratamientos antifúngicos, ya que las células fúngicas comparten propiedades similares con las células animales.

«Este estudio documenta otro interesante medio por el que los microbios han evolucionado para competir con otros organismos y luchar contra ellos», afirma en un correo electrónico el Dr. Matt Nelsen, investigador del Field Museum de Chicago.

«Esfuerzos anteriores han tratado de explotar tales productos naturales para uso humano con el fin de combatir patógenos animales y vegetales», añadió Nelsen. «Sin embargo, con el tiempo, muchos organismos patógenos, incluidos los hongos, han desarrollado resistencia a los productos químicos que utilizamos para combatirlos. En consecuencia, tenemos que encontrar una nueva forma de ser más astutos o superarlos».

Las keanumicinas son «buenas candidatas de estructura principal para el desarrollo de fármacos antifúngicos», según el estudio, y podrían ser una nueva opción de tratamiento en un área en la que «se necesitan desesperadamente».

Los investigadores afirman que realizarán más pruebas con los compuestos.

«Uno de los medios por los que los organismos libran esta batalla (la competencia con otros organismos) es la síntesis de sustancias químicas que pueden inhibir el crecimiento de otros organismos o matarlos», explicó Nelsen.

Nelsen añadió que, si se sigue investigando, será interesante saber hasta qué punto están extendidas las keanumicinas y cuántas otras especies del género Pseudomonas pueden producir estos compuestos.

Últimas noticias

Santiago
muy nuboso
10.4 ° C
12.1 °
8.5 °
87 %
1.5kmh
75 %
Vie
10 °
Sáb
8 °
Dom
10 °
Lun
9 °
Mar
8 °

Artículos relacionados